En Guardia Mitre capacitaron a ganaderos afectados por los incendios

Ante una gran presencia de productores, el Ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Alberto Diomedi abrió hoy una Jornada Ganadera en la localidad de Guardia Mitre. Esta capacitación se propuso transferir tecnología hacia el sector afectado por los incendios sucedidos en varios departamentos provinciales.

El taller, organizado junto al Instituto de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Sociedad rural local, fortaleció aspectos vinculados a la prevención pre y pos incendios, además de presentar herramientas financieras disponibles.

Los felicito por participar de este tipo de capacitaciones que, desde la cartera mi cargo promovemos porque entendemos que la información y la implementación tecnológica son claves para prevenir y tomar mejores decisiones, a la hora de invertir o reinvertir en nuestras producciones”, señaló Diomedi.

Siguiendo con esta idea, el Ministro confirmó la firma de un convenio con el Centro de Pronósticos Patagónicos (CEPROPA) que se pondrá en marcha próximamente para brindar información climática certera a los productores.

A continuación, el subsecretario de Ganadería Tabare Bassi detalló: En la Provincia se vieron afectadas un total de 700.000 hectáreas en el incendio que abarcó zonas de Guardia Mitre, Río Colorado y Conesa, Avellaneda y Viedma. Pero debemos entender que vamos a seguir sufriendo incendios y sequías porque son parte de nuestro sistema. Por eso tenemos que estar preparados y absorber toda la tecnología que nos brindan institutos como el INTA”.

Luego explicó lo realizado por el Gobierno Provincial una vezdesatados los incendios ocurridos durante diciembre y enero. En el momento, “nos propusimos trabajar en tres etapas. Convocamos a la Comisión de Emergencia que declaró el desastre agropecuario de forma inmediata y, acordamos con las rurales la metodología para implementar la asistencia que consistió en la suplementación y traslado de hacienda de los campos quemados”.

Básicamente colaborando con el flete. No pudimos cubrir toda la demanda del sector pero contribuimos con lo que se necesitaba. A mediano plazo, nos enfocamos en acomodar los alambrados perimetrales y, a través de gestiones con la Secretaría de Energía y algunas empresas hidrocarburíferas, conseguimos caños tubing. Costamos el flete desde Catriel y Rincón de los Sauces hasta cada localidad y los cortes de los mismos”, agregó.

Ahora estamos encarando la tercer etapa que implica comenzar a hacer inversiones intraprediales para recuperar las perdidas. Para eso contamos con líneas de financiamiento a través del Banco Nación Argentina y el Banco Patagonia. A las que se suma lo gestionado desde el MAGyP que son dos líneas crediticias más. Una la ofreceremos directamente del fondo fiduciario del Programa Ganadero y otra, en la que comenzamos a trabajar, será fondeada a través del Consejo Federal de Inversiones”, concluyó el titular de ganadería.